29 dic. 2015

STAR WARS

Un hito en la historia de la cinematografía mundial de ayer y hoy.
¡La Fuerza parece ser más intensa aun hoy en día!

Por:
Luis Blanco - leblancol@gmail.com

25 de mayo de 1977. Para muchos es un día como cualquiera, pero para el joven George Lucas es el día decisivo de su carrera como Director. Es el estreno de su tercer largometraje, en el que ha volcado los sueños de toda su vida: STAR WARS. Los cines abren y las horas pasan. ¿Les gustará la película? Es lo único en lo que piensa George. Dos días después nada parece fuera de lo normal... ¡craso error! pues el mundo está a punto de cambiar para siempre.

Sólo la primera semana de estreno, Star Wars recaudó USD$ 35 millones y había costado USD$ 11 millones entre quejas e insultos de los productores molestos con George por excederse en más de USD$ 3 millones y a quienes este tranquilizó cediendo sus honorarios a cambios de los derechos de producción de las secuelas, las ganancias por mercadería relacionada a la película y las regalías que ésta pudiera generar. Cabezas rodaron en la 20th Century Fox por este acuerdo, sumadas a varias otras en United Artist y Universal Studios, quienes habían rechazado la “loca historia de Lucas”. Star Wars recaudó más de USD$ 775 millones, convirtiéndose en la película más taquillera de toda la historia hasta 1982, cuando fue superada por ET El Extraterrestre, película dirigida  por su amigo Steven Spielberg.
Pero más allá del éxito financiero, está el cambio cultural que esta película causó, y sigue causando, en todas las generaciones del mundo entero. Y es que parece no haber una relación directa entre taquilla y corazón pues ni Titanic ni Avatar han logrado calar en el corazón del público con la misma intensidad y contundencia que Star Wars.

La influencia de Star Wars ha sido tal, que en 1989 la filmoteca de la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos la agregó a la clasificación de: “Película cultural, estética o históricamente importante”.

Y es que La Guerra de las Galaxias es un “fenómeno de masas” cuyo argumento encuentra asidero en la gente por sus elementos humanos que le dan esa cualidad espectral y abstracta de lucha entre el deber y el hacer, el bien y el mal, encarnado por los contendientes que remiten los temores y las fantasías de la infancia de todos en una platea universal que pasa por encima de nacionalidades y edades, invitando a involucrarse sin tener que pagar el precio de las convenciones socio-políticas dominantes, pues todo sucede en una galaxia lejana, muy, muy lejana.

Han pasado 38 años de este hito sin precedentes y nuevas generaciones se suman cada día a la franquicia Star Wars, que ha traspasado las fronteras de sus películas para crearse un universo ampliado de libros, video juegos, series animadas, muñecos de acción, juguetes, disfraces, adornos, utensilios, ¡de todo!, pues parece que todo tiene cabida en este impresionante mundo; tanto, que Disney decidió hacer una oferta que Lucas que no pudo rechazar cediéndole todos los derechos de la franquicia por la módica suma de USD$ 4.000 millones.

El pestillo ha pasado de manos y los temores de millones de fans de todo el mundo han vuelto a la calma, eso sí, expectantes de esta nueva entrega, una nueva trilogía que promete cumplir los sueños de muchos: traer de nuevo a los primeros héroes y unirlos a una nueva generación.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: Tu comentario será revisado por nuestros moderadores antes de ser publicado.